El educador físico, kinesiólogo e investigador chileno Daniel Jerez Mayorga nació en Puerto Montt, una pequeña ciudad costera ubicada al sur del país austral, donde gran parte de su familia aún vive, y de la que tuvo que alejarse para perseguir el sueño de su vida: doctorarse en Biomedicina.

A sus 32 años, se ha convertido en uno de los científicos más jóvenes de la Facultad de Ciencias de la Rehabilitación de la Universidad Andrés Bello (UNAB), una de las casas de estudio más importantes de su país, en la que ocupa el cargo de Director de Investigaciones de la Facultad de Ciencias de la Rehabilitación. Además, ha recibido múltiples reconocimientos gracias a sus aportes a la producción de conocimientos en Rehabilitación y es candidato a Doctor en Biomedicina de la Universidad de Granada, España, título que aspira obtener en el 2019.   

El pasado 27 de agosto arribó a la Escuela Colombiana de Rehabilitación, atendiendo la invitación de la Institución a participar en una semana dedicada a destacar la labor investigativa de sus docentes y estudiantes, haciendo especial énfasis en el abordaje de la primera infancia en la formación de profesionales en Fisioterapia, Fonoaudiología, Terapia Ocupacional y carreras afines (lee más aquí). Durante su estancia en Bogotá, conversamos con él acerca de las relaciones fraguadas con la UNAB, sus hallazgos epistemológicos y el estado actual de los tratamientos en salud mental, entre otros temas de interés.

Compartimos la entrevista realizada al joven académico:

Cuéntenos sobre su trasfondo académico y el objeto de su visita a la Escuela Colombiana de Rehabilitación.

En cuanto a mi formación, puedo decir que soy educador físico, fisioterapeuta, magíster en Ciencias de la Actividad Física y de la Salud y estoy finalizando mi tesis doctoral sobre la calidad muscular del adulto mayor. Llegué a la ECR en representación de la Facultad de Ciencias de la Rehabilitación de la Universidad Andrés Bello de Chile, con motivo de los eventos investigativos organizados por la Institución.

La UNAB se ha vinculado a una serie de redes nacionales e internacionales de educación e investigación. Con base en esa experiencia, ¿qué valor cree que tiene la vinculación a redes globales para el progreso de la academia, en especial en términos de investigación?

La Universidad Andrés Bello pertenece a una red internacional que cuenta con un sinnúmero de instituciones a nivel mundial, lo que ha generado conexiones y nexos tanto para nuestros estudiantes de pre y posgrado como para nuestros profesores, al permitirles entablar relaciones con centros formativos semejantes a la Universidad de Madrid o a Harvard, por mencionar algunos ejemplos.

En este momento, somos la cuarta universidad chilena y la primera privada con mayor número de publicaciones científicas en el país, y enfocamos nuestra política investigativa en la potenciación de todos los niveles de investigación. 

Pertenecer a redes genera la posibilidad de desarrollar estudios multicéntricos, replicar trabajos científicos que se están realizando en otras naciones y potenciar los procesos asociados al capital humano de cada investigador, así que es muy enriquecedor generar este tipo de lazos para fomentar la calidad y los diseños metodológicos de la investigación. 

¿Qué potencial encontró en la ECR para la colaboración interinstitucional en materia de investigación?

Durante mi estancia en la Escuela, pude percibir a una institución pionera que tiene una base muy fuerte en inclusión social y se asemeja a mi alma mater por las características de sus programas académicos. También tuve la oportunidad de reconocer que es una universidad con líneas investigativas análogas a las nuestras, lo que nos permitirá generar estudios multidisciplinares y multicéntricos en conjunto, al igual que impulsar el intercambio docente y estudiantil.  

Existen intenciones de establecer una relación colaborativa entre la ECR, la UNAB, la Universidad de Granada y la Universidad de Frankfurt ¿Qué puede contarse al respecto?

La UNAB forma parte de una red iberoamericana de conocimiento llamada Pleokinetik, cuyos objetos principales de análisis son la actividad física, la salud y la enfermedad cardiometabólica. Cuando la ECR visitó nuestra casa académica en mayo (lee más aquí), surgió el interés por pertenecer a esta Red liderada por la Universidad de Granada, España. Desde entonces, la incorporación de la Escuela está en proceso de gestión y esperamos que podamos triangular estas instituciones a corto plazo, cooperando en torno a proyectos de investigación y al fortalecimiento de nuestras ofertas de pregrado, posgrado y formación docente.

El enfoque conceptual de la Facultad de Ciencias de la Rehabilitación de la UNAB coincide con la perspectiva de la ECR de interpretar a los individuos como un todo. ¿Qué implicaciones tiene esa mirada para la actualidad y el futuro del desarrollo de tecnologías en rehabilitación?

Hoy en día la tecnología está al alcance de todos, es una circunstancia que debe verse a modo de una posibilidad y no una problemática. En este sentido, debemos pensar cómo relacionarla con el mejoramiento de la calidad de vida de nuestros usuarios, de manera que represente una oportunidad de desarrollo con opciones de potencializarse.

Actualmente, tenemos un laboratorio transversal en nuestra Facultad, donde contamos con equipamiento y formación para llevar la tecnología al usuario, desde impresiones 3D, hasta aplicaciones móviles que permiten evaluar las características de nuestros pacientes y entregar una objetivización para su tratamiento y su restablecimiento. Con esto quiero decir que la tecnología está en nuestro entorno para quedarse y tiene la capacidad de ser una forma de conexión entre las diversas áreas que componen la rehabilitación, susceptible de insertar a las personas que estén en situación de discapacidad a un entorno mejor.

¿Cómo cree que la Universidad Andrés Bello ha conseguido afianzar una cultura investigativa fuerte en poco tiempo, considerando que tiene un recorrido histórico menor al de otras instituciones de su país?

La investigación en la UNAB, que va a cumplir este año 30 años de historia, ha progresado meteóricamente gracias a las políticas de desarrollo que tiene nuestra Vicerrectoría de Investigación: contamos con fondos de financiamiento interno destinados a suplir las necesidades que tenemos en calidad de productores de conocimiento, apoyo que se ha sumado a otras fuentes de soporte económico -por ejemplo, convocatorias de fondos externos- y nos ha permitido tener recursos, generar impacto y aumentar nuestra productividad científica.

Así mismo, destaco la importancia del trabajo en equipo, pues hemos tenido la capacidad de potenciar habilidades que nuestros académicos pueden desarrollar; desde cómo escribir un artículo académico hasta cómo utilizar una base de datos. Igualmente, ha sido indispensable la creación de convenios y nexos con otras instituciones para tener una productividad científica mucho mayor.

Desde la perspectiva de la Facultad de Ciencias de la Rehabilitación ¿cómo creen que ha evolucionado el abordaje de la primera infancia en los programas que ofrecen?

En nuestra Facultad hay programas específicos relacionados con el trabajo en primera infancia, abordados desde un punto de vista multidisciplinar; tal es el caso del Diplomado en Rehabilitación en Pacientes de Primera Infancia, dirigido a fonoaudiólogos.

Bajo el punto de vista investigativo, trabajar con la primera infancia es muy enriquecedor, especialmente desde el área motriz y el proceso de elaboración de pautas de rehabilitación y tratamiento. Hoy contamos con un número importante de publicaciones científicas enfocadas en preescolares y escolares.

 

Escuela Colombiana de Rehabilitación

“Trabajamos con seres humanos para el servicio de seres humanos”

Dirección: Av Cr 15 No. 151 - 68 Bogotá D.C. - Suramérica

PBX:

(571) 432 1530

(571) 614 9294

E-mail

ecr@ecr.edu.co

www.ecr.edu.co

Tu opinión es muy importante

En el Buzón de sugerencias puedes envíar tus felicitaciones, quejas o reclamos.

Ir al buzón


Contáctanos

Para recibir más información sobre la ECR

Contáctate con la ECR

 

Institución de Educación Superior sujeta a inspección y vigilancia del Ministerio de Educación Nacional, con personería jurídica reconocida mediante la Resolución No. 5090 de noviembre de 1995.
Desarrollado por Up Ideas
Inscríbete